Sorpresas y paisajes

Fotografías de lo que veo por esos campos…

Posts Tagged ‘Melita’

“Miembras” de la misma tribu

Posted by Pele Camacho en 26 mayo, 2013

¡Ténganse todos, todos envainen, todos se sosieguen,…  … si todos quieren quedar con vida!“,  que dijo el ingenioso hidalgo… porque lo de “miembras” lo dijo una tribuna, “miembra” ella del gobierno precedente, a la que muchos miembros de la sociedad hispanohablante, e incluso alguno de la Real Academia Española de la Lengua, respondieron de forma contundente y casi unánime, poniendo -en sentido gramatical- las cosas en su sitio. Luego, la tribuna, “…miró al soslayo, fuese, y no hubo nada“, como escribió, también, el padre del ingenioso hidalgo. Y es que, parece que algunos tribunos y tribunas elegidos en nuestros territorios, creen -para no decir piensan– que las urnas les dan derecho a decir o hacer multitud de barbaridades, hasta que las tribus los botan con votos – los bajan del burro, de las tribunas o del escaño, vamos- cuatro años o menos, después de hacer y decir borriquerías de manera pertinaz, con desfachatez y sin vergüenza.

IMGP8406_1200_1183KNMelitaea phoebe, mostrando sus anversos entre sol y sombra

(Picar en las imágenes para verlas con más resolución)

El caso es que, hace unos días, tropecé con unas mariposas -en femenino genérico– que, siendo de distintos géneros, forman parte de la misma tribu: la Melitaeini  (Newman, 1870), y provocado, supongo, por el recuerdo de aquella tribuna y de su oratoria, me salió el título esperpéntico de esta entrada.

La primera de ellas es la Melitaea phoebe (Dennis & Schiffermüller, 1775) , cuyo nombre de género es copia simple del de su tribu, es decir, de la Melitaeini, porque los homosapiens que se dedican a la taxonomía decidieron aplicar  las costumbres humanas para clasificar y distinguir a los individuos -e individuas, claro- de otras especies inferiores.

IMGP0999_1200_1540KNMelitaea phoebe, posiblemente, de su variante occitanica

Es por ello que -taxonómicamente hablando- las familias se dividen en subfamilias y tribus, las tribus en géneros y los géneros en especies que, en algunos casos, tienen variantes, quizás porque -hasta donde yo sé- ningún taxonomista se atrevió a llamar razas, etnias o alguna otra palabra similar al concepto de tribu de nivel inferior. De eso puede pensarse que la “clase taxonómica” utiliza, generalmente, un lenguaje políticamente correcto, mientras muchos individuos -e individuas, claro- de la “clase política” utilizan un lenguaje frecuentemente falso y socialmente incorrecto, actúan de forma éticamente deleznable y judicialmente siguen impunes. Pero eso son otras historias con tintes “negros”,  que prefiero dejar aparte ante la variada paleta de colores de las “miembras” de la tribu Melitaeini.

IMGP5799_1200_1314KNUn reverso de la Melitaea phoebe

El nombre de Melitaea tiene su origen en la nereida Melita, “la graciosa” ninfa hija de Nereo y Doris, que en aquellos tiempos y lugares debían tener gran relevancia porque, por ejemplo, según argumentan algunos autores, el nombre de la isla de Malta deriva de Melita, como la “dulce miel” que en alguna parte de la isla producían las abejas “melíferas”. Particularmente, la especie Melitaea phoebe tiene fama de ser una de esas especies con múltiples variantes que diferencian a ejemplares observados en biotopos distantes, hasta parecer especies distintas. Si los tonos amarillos o anaranjados de alguna variante recuerdan a la miel es un aspecto subjetivo que ahí queda. En cuanto a Phoebe, debió ser un nombre muy corriente en aquella Grecia mitológica, pues hay, por lo menos, ocho personajes míticos que lo tuvieron, alguno tan importante como Artemisa, la diosa virgen, identificada también con Selene, la diosa de la Luna, cambiante con sus fases como la mariposa con sus variantes… habría que leer las notas del taxonomista que puso este nombre para saber que mito le inspiró.

IMGP5843_1200_1191KNEuphydryas aurinia, otra especie de la tribu Melitaeini

Otra especie de tal tribu es la Euphydryas aurinia (Rottemburg, 1775), claramente distinta de la Melitaea phoebe, pero también parecida a ella en el aspecto del mosaico multicolor de sus alas, que dan la sensación de un fragmento de vidrieras con amplia gama de anaranjados, casi “aureos”, de donde viene el nombre de “aurinia“. El de Euphydryas se deriva de la ninfa Dryas, que no era una ninfa de los mares, como las nereidas, sino de los árboles y los bosques. El prefijo Euphy parece que se asocia a fuerza, vigor… quizás, en referencia a la encina, pero la especie Euphydryas aurinia está clasificada como especie vulnerable en varios países, porque ya ha desaparecido en algunos biotopos donde los homosapiens han hecho “tabla rasa”, invadiendo y destrozando sus habitats. También en esta especie existen algunas variantes o subespecies, como en su compañera de tribu phoebe.

IMGP5554_1200_1246KNReversos de aurinias : miembro y “miembra”…  ¿otra forma de decir macho y hembra?

En cuanto a los nombres que, a veces, se dicen vernáculos, a la Melitaea phoebe la etiquetan en muchos sitios como “Doncella Mayor“, o de los cardos, o de las centáureas que, aunque no son cardos, lo parecen. De forma similar, a la Euphydryas aurinia la llaman “Doncella de ondas“, que a veces son “ondas rojas” o “Doncella de la madreselva“, lo que puede tener algún sentido si se admite que la madreselva Lonicera implexa es una de las múltiples plantas nutricias de sus larvas, que parecen dispuestas para devorar lo que tengan a tiro. Ciertos o no, esos apelativos de “Doncellas de…” parecen algo raros, o sospechosamente falsos, con un dudoso sentido y justificación, si intentamos imaginar quien les pondría nombres tan cursis y versallescos.

IMGP3396_1200_1157KNFrutos de la madreselva Lonicera implexa, una nutricia de las orugas de Euphydryas aurinia

Si los colores de las aurinias del lugar tienen algo que ver con los de los frutos de esta planta nutricia, es algo que desconozco.

Anuncios

Posted in Lepidópteros | Etiquetado: , , , , , , , , , , , | 3 Comments »